Un hombre acude al médico con un bulto en el brazo. Lo que ella encuentra cuando lo opera no es apto para estómagos sensibles

La única forma de remover un quiste de este tipo es mediante una operación. Después de administrar anestesia local, la Dra. Lee hizo una incisión con un escalpelo en la bola que tenía el tamaño de la perilla de una puerta. Cuando la abertura estaba lo suficientemente ancha, empezó con la extracción. 

Poco a poco, Sandra extrae una sustancia blanca que tiene un parecido muy similar al queso tipo cottage. La mayoría de las personas pensarían que se trata de una gran cantidad de pus, pero en realidad, la sustancia está compuesta por muchas células cutáneas que se encuentran estancadas.

La Dra. Lee se enfrenta a esta clase de cosas todos los días y ninguna le quita el sueño, pero para la mayoría de las personas se trata de una escena nauseabunda. Una vez que todo el quiste está fuera, se sutura la piel. La herida dejará una cicatriz, pero considerando que a este hombre le extrajeron un bulto del tamaño de una albóndiga, en realidad el precio que tiene que pagar es muy pequeño.

Loading...
loading...

Cualquiera que haya amanecido muy valiente hoy puede ver este vídeo de los 20 minutos de operación: